UN TEMPORAL SIN PRECEDENTES "REGARÁ CON FUERZA" TODO EL PAÍS

CANARIAS 25 de septiembre de 2022 Por Semanario LA RAÍZ
Si se cumplen todos los pronósticos caerán entre 120 y 200 litros por metro cuadrado. Nunca antes un fenómeno así había cubierto a todo el archipiélago al mismo tiempo. El País permanecerá bajo la influencia de este gran "zarpazo" de agua durante 20 horas seguidas. Todo un test de resistencia para unas islas con deficiencias crónicas para afrontar hechos así.
images (7)

Según el doctor en Física y Meteorólogo Superior del Estado para la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Juan Jesús González Alemán lo de las próximas 24 horas no tiene precedentes. Desde que hay registros, que comenzaron allá por 1851 y que aumentaron notablemente en su rigor científico desde 1966, no consta nada idéntico a lo que está pasando en estos días con la ahora tormenta tropical Hermine.

 
Ya otra tormenta tropical, de nombre Delta, dejó un recuerdo trágico en 2005 y que, como ahora se espera que haga Hermine, no golpeó directamente a las Islas sino que estas se vieron afectadas por sus efectos de forma indirecta.

No obstante, lo que se espera entre hoy y mañana es diferente. Delta vino de oeste a Norte y con fuertes vientos, mientras que Hermine viene de sur a norte y trae lluvias torrenciales.

Las previsiones no han cambiado en lo esencial durante el día de ayer, si bien la mayor cercanía de Hermine hará que las precipitaciones asociadas a la misma sean especialmente temibles entre hoy y mañana. Pero lo que importa es que, como se espera, esta tormenta cambiará de rumbo hacia el oeste cuando llegue a situarse al sur de El Hierro, lo que evitaría ese temible impacto directo.

Sea como fuere, los pronósticos están resultando especialmente complejos, dado que, como avisaba Gonález Alemán y corroboran otros destacados expertos como Francisco Martín, precisamente el meteorólogo que cubrió para la Aemet el paso del Delta, no hay constancia de nada parecido por estos lares, con lo que ello conlleva de ausencia de precedentes que ayuden a mejorar tales augurios.

Es sí, nos queda la duda que provoca no saber con la certeza que facilita la ciencia hoy en día qué tipo de ciclón tropical (seguramente otra tormenta y quién sabe si un huracán) provocó la espantosa catástrofe acaecida en Tenerife allá por 1826, cuando fue tal el diluvio que cayó, especialmente sobre el Valle de La Orotava, que las crónicas hablan de las espantosas imágenes que los supervivientes descubrieron cuando al fin escampó.

No en balde, entre el 6 y el 9 de noviembre de aquel año de 1826, un fuerte temporal afectó a las islas Canarias, la llamada por coincidiencia con el santoral huracán o tormenta de San Florencio, y que al menos se cobró la vida de 253 personas, cientos de animales y dejó pérdidas por valor de 350.000 libras esterlinas de la época, en un desastre que también se dejó sentir en otras zonas de Tenerife y de Gran Canaria.

ASÍ SON LAS INUNDACIONES REPENTINAS DE LAS QUE AVISA MIAMI


El Centro Nacional de Huracanes de EE.UU. alerta sobre posibles inundaciones repentinas (flash flood) en Canarias ante la cercanía de Hermine. La Aemet define las mismas como “aumento muy rápido del caudal en un cauce de manera súbita, con poco o ningún aviso previo. Puede que anteriormente el cauce transportara muy poca agua o incluso estuviera seco. Suele ser el resultado de precipitaciones súbitas torrenciales caídas sobre una zona reducida. Habitualmente se producen mientras dura la precipitación, o muy poco después de la misma”.

Te puede interesar