HACE 10 AÑOS PARAMOS A REPSOL: AHORA PARAREMOS AL CACIQUISMO DESTRUCTOR

EDITORIAL 21 de octubre de 2022 Por Semanario LA RAÍZ
Este 22 de Octubre miles de canarios vuelven a las calles para frenar en ellas lo que sus élites quieren imponerle. Ayer eran Soria y Repsol. Hoy "los caciques" y las multinacionales europeas que quieren terminar de cargarse "nuestro paraíso". Ayer nos imponían "sus razones" y se cubrían en los técnicos, ministerios, instituciones y hasta el Supremo. Hoy quienes no consiguen ponerse de acuerdo en nada, andan de la mano y "untados" para llamar progreso y desarrollo a lo que nuevamente también es destrucción y rapiña. Es la élite o el pueblo, es el ecocidio o Salvar Canarias. Aquí vivimos, aquí decidimos. Ni piche ni torres. Ni prospecciones, ni invasión del hormigón.
caciques

Hace 10 años el pueblo canario le plantó cara a una de las mulinacionales más potentes de España y la paró. Sí, la paró, porque no es verdad que los informes que un día decían sí, sólo una vez derrotados dijeran no. También entonces nos hablaban de que los técnicos avalaban el proyecto, que iba a ser positivo para el empleo y desarrollo de Canarias. Hasta el todopoderoso Tribunal Supremo español ungió de legalidad el pretendido ecocidio impulsado por el Poncio Pilatos de entonces, Jose Manuel Soria. El Soria que quería sacar tajada hasta del Sol, pero que Magek "fundió"

Diez años después nos encontramos ante otra "guerra de conquista". Otra ofensiva más para cargarse este rincón del planeta del que debimos ser guardianes antes. Ahora, el capitalismo salvaje que todo lo devora se nos quiere presentar vestidito de verde, inmaculado, ungido de un argumentario enmascarado de eco pero que en realidad busca la misma destrucción. Desde Cuna del Alma hasta el barranco de Arguineguín, desde la Tejita hasta la arrasada Graciosa, desde las cumbres a las playas y barrancos, las "nuevas prospecciones" son palas, tractores, cemento y hormigón por todas partes. Falso progreso, codicia sin control, daño irreversible a todas las formas de vida que habitan en nuestro aún paraíso.

[email protected] que con 15 años gritaron contra Repsol, son hoy la juventud que ha decidido ponerse frente a las grúas, las palas y los golpes del terrorismo ambiental que azota todo nuestro territorio. Una juventud que está dispuesta a abanderar las luchas que un día lideraron César Manrique y tantos otros. Es la juventud a la que ya las palabras huecas no les valen y han decidido actuar en legítima defensa de si mismos y toda su tierra. No están solos. Nunca lo estuvieron otros pero tal vez faltaron entonces las condiciones que se dan ahora. 

Estamos ante una catarsis, ante un despertar de conciencias. Y es que no sólo es el Puertito, es toda Canarias. No es sólo el barranco de Arguineguín, Chira y Soria. El problema no son sólo nuestros políticos y sus gobiernos floreros, es el modelo, es la condición colonial que nos deja, aún habitando aquí, sin poder decidir en verdad nuestro presente y futuro. De qué valen las competencias, sin democracia real y plena. No queremos vivir por más tiempo en un escaparate de bienestar, sino hacer de nuestra tierra el paraíso en la tierra para todos. ¿O es que te han matado tanto por dentro, que hasta a dejar de soñar te han condenado?

La defensa de la tierra que pisas, el océano que te rodea y el aire que respira,s junto a todas las formas de vida que en ellos habitan, es hoy una lucha que no admite esperas ni excusas. Nos va la vida en ello. Si como decía José Martí, "la PAtria es aquella porción de humanidad que te vio nacer", en Canarias, la apuesta es clara y la determinación debe ser toda. Un movimento de Legítima Defensa de la Tierra y del pueblo canario está emergiendo y este 22 de Octubre va a mostrar su músculo. 

Todos los partidos políticos que han decidido ser escuderos de las élites y caciques deben saber que algo se está moviendo y que más temprano que tarde van a ir cayendo. 

Te puede interesar